VIDA ECONOMICA
Legislación Laboral: Desempleo, Protección contra accidentes de trabajo.
Seguros de Salud y Jubilación
Seguros Privados: Contra accidentes, de Vida
Impuestos a la Renta y demás: Lo que debe de saber
Economía Familiar: Ingresos, Ahorros e Inversiones. Para Compar una casa, Deudas.
Emprendimiento: Negocios por Explotar, Negocios Etnicos
Leyes de Trásito: Accidentes , Compra de un Vehículo, Palabras Utiles
Legislación Penal
Maternidad: Palabras Utiles, Trámites cuando nace un niño, Subsidios.
Matrimonio y Divorcio: Proceso para su registro.
Educación: El sistema escolar japonés. Los niños extranjeros

Migración: Leyes, Situación de los inmigrantes, Comunidad Nikkei, Temas Relacionados

JAPON, ASIA Y LATINOAMERICA
JAPON: Gobierno, Población y Geografía, Política Interior y Exterior. Economía y Finanzas, Mediana y Pequeña Empresa.
LATINOAMERICA: Comercio Exterior, Política e información de Interés General
ASIA: China
PROFILE
Ref. del Consultor Lic. Alberto Matsumoto
Idea Network: Servicios, Equipo de Trabajo
Artículos de Interés Especial y Conferencias del Lic. Alberto Matsumoto.
LIBROS
54 Capítulos para saber sobre Argentina (En Japonés) por Alberto Matsumoto
Residencia Permanente y Maturalización: por Alberto Matsumoto
LINK
 
El nivel académico y su relación con los ingresos en los Estados Unidos

- En EE.UU solo el 27% accede a una universidad.
- Los estudios universitarios promueven el ascenso social.
- Los asiáticos como los judios se abren camino accediendo a las mejores universidades.
- Los nikkei latinos también pueden abrir camino en Japón si llegan a las universidades.

En Japón el 96% egresa de la secundaria y casi el 50% ingresa a alguna universidad. Es el país del mundo que más alumnos, en proporción, logra acceder a los estudios superiores. Sus universidades están en un nivel relativamente bueno y hay áreas de investigación que son de reconocida trayectoria internacional. Sin embargo, por ejemplo la Universidad de Tokio, la de mayor prestigio en el país estaría en el ranking número 19 y otras privadas como la de Waseda, Keio y demás están mucho más detrás a nivel mundial (Según la revista "Times Higler Education Supplement", Londres, 2006).

En cambio en los Estados Unidos a pesar de que apenas el 27% logra su ingreso a alguna universidad están las mejores del mundo y allí llegan miles de estudiantes extranjeros de todas partes para realizar algún posgrado (maestría o doctorado) y luego buscar alguna oportunidad de trabajo profesional en sus áreas de estudio.
En el estudio realizado por Yumi Kobayashi en su libro "ChoKakusa Shakai: America no shinjitsu" (La excesiva desigualdad social: la realidad de los EE.UU) señala que, sin embargo, el nivel de ingreso universitario en los Estados de la zona noreste llega al 50%, mientras que en los Estados del sur y del centro apenas llega al 20%, por lo que esta cifra se refleja también en los ingresos promedio de estos Estados.

En su análisis indica que en el Estado de California los estudiantes de origen asiático (los que han emigrado y los que son hijos de asiáticos nacidos en los Estados Unidos) que si bien como etnia ocupan el 11% de la población en muchas universidades de prestigio de dicho Estado se refleja que estos colectivos llegan a ocupar hasta el 40% del alumnado, lo que se refleja en que muchos son luego exitosos en sus actividades profesionales y comerciales y en el bajo índice de drogadicción y pobreza. Este mismo razonamiento es más patético en los judios, señala, pues si bien no son más que el 2 al 3% de la población total en las mejores universidades del país, comenzando por Harvard, Yale, Georgetown, etc, ocupan un porcentaje muy alto en la composición del alumnado y suelen estar entre los más destacados por lo que su presencia exitosa como abogados, hombres de finanzas, científicos, artistas, profesores universitarios, etc. es una constante en muchos ámbitos. Siendo apenas el 0.25% de la población mundial, los judios ocupan casi el 30% de los científicos que han logrado el premio Nobel.

Viendo esta perspectiva de Kobayashi se puede apreciar que si bien la educación básica norteamericana, máxime del sector público, no es de las mejores dentro de los países industrializados, dependiendo del esfuerzo que uno pueda realizar y en base a ese esfuerzo si llegan a los mejores establecimientos educativos las posibilidades de progreso y ascenso social es viable para cualquier persona, sin importar la raza, el color de la piel, la religión o procedencia.

Tal vez sea este factor el que posibilita el "sueño americano" que muchos anhelan, sin olvidar que el que aspira a estos estratos académicos debe estar dispuesto a competir y a sacrificar mucho de sí. Los coreanos y chinos, al igual que los descendientes de japoneses que emigraron en la preguerra, lograron con mucha tenacidad importantes logros en cuanto a ascenso y reconocimiento social en muchas profesiones. Este mismo proceso se observa en Brasil, en el Perú, en la Argentina y en demás países donde emigraron y se establecieron los japoneses.

En ese sentido, los hijos de inmigrantes "dekasegi nikkei" latinoamericanos que viven en el Japón tienen muchas más facilidades que los casos señalados y están en un país que ofrece posibilidades más abiertas, aunque para llegar a las mejores universidades se requiere de mucho esfuerzo, capacidad y un plan de ahorro de los padres para apoyar "logísticamente" a sus hijos.

Si bien es cierto que no todas las carreras y profesiones ofrecen posibilidades de ascenso social e incrementos de ingresos, una buena formación académica facilita comprender mejor el entorno y ofrece otras alternativas no previstas que pueden dar un poco más de satisfacción en la vida. Un título universitario no garantiza un buen trabajo y mucho menos ascensos y buenas remuneraciones, pero por lo menos ennoblece más a la persona y otorga más herramientas para salir de las dificultades.

MUSASHI Nº 56 -Setiembre/Diciembre de 2007
(c) J.Alberto Matsumoto-IDEA NETWORK

 
 
VISITAR OTRAS SECCIONES O CATEGRIAS
INDICE DE TEMAS SOBRE VIDA ECONOMICA
INICIO DE LA SECCION VIDA ECONOMICA
IR A PORTADA
   
Web construída por PROMEDIA